Netiquette: La etiqueta en la red

 

Habida cuenta de que Internet es precisamente la "red de redes", que engloba a redes y ordenadores de muy distinta procedencia, las formas y actuaciones de sus usuarios son también de lo más variado. Se impone, pues, una serie de costumbres que faciliten la fluidez de la comunicación, habida cuenta de las diferencias entre los múltiples usuarios de Internet. En suma, la netiqueta es la adaptación de la etiqueta a este ámbito concreto.

La expresión Netiquette deriva de la contracción de Net ('red') y etiquette ('etiqueta'), y ha pasado a nuestro idioma casi exactamente: netiqueta. A pesar de que ha habido intentos en el sentido de castellanizarla (redtiqueta, retiqueta, reducación, etc.), ninguno ha prosperado, y la expresión más utilizada es Netiqueta.

Veamos qué significa la etiqueta. En el Diccionario de uso del español, de María Moliner, se define como

  Conjunto de reglas que se observan en el desarrollo de los actos solementes u oficiales. || También en sociedad, particularmente entre personas distinguidas o en ocasiones solemnes. || Observancia de esas reglas.


Partiendo del significado original del término, y adaptándolo, la definición teórica de Netiquette es aproximadamente "comportamiento correcto en Internet". Otra forma de definirla, sería decir que la Netiquette es tener y mostrar consideración con los demás. Aunque no lo parezca, en realidad es muy sencillo: simplemente, ponte en su lugar, y piensa cómo se sentiría tu interlocutor. De este modo, se evitarán los malentendidos, fuente de potenciales problemas más serios.

La Netiquette podría resumirse en una pregunta que tú mismo te deberías hacer: "¿cómo me sentiría yo si recibiera este mensaje?" Los que utilizan el correo electrónico, saben que éste permite un grado especial de coloquialidad. Sin embargo, no debe olvidarse que, aunque el e-mail diluye las fronteras, las diferencias culturales siguen existiendo, y que las expresiones no significan lo mismo en todos los sitios.

Observa que la netiqueta no tiene un carácter coercitivo, no son "normas de obligado cumplimiento", sino que más bien se trata de consejos avalados por la práctica.

Aunque nadie lo diga, sí es cierto que la Netiquette parece que está relacionada con la práctica de lo políticamente correcto. A continuación se incluye una lista de las reglas que más se citan cuando se habla de Netiquette.

 

Utilizar el campo Subject. Es absolutamente necesario utilizar el campo Subject (Asunto) que todos los programas de correo electrónico poseen. Piensa que si alguien recibe muchos mensajes de correo, es este el mecanismo que le permitirá determinar cuáles son los que le interesan, y establecer un orden de prioridad a la hora de leerlos.

 

No desafiar a nadie. En las news, es corriente que alguien amedrente, amenace o simplemente intente convencer de forma más o menos violenta a los demás. Sin embargo, se considera de buena educación no ser un bravucón, ni andar desafiando sin motivo a los demás. En las listas de correo esta conducta es mucho más rara, y puede conducir a la expulsión de sus autores.

 

Evitar los enfrentamientos. En la red es habitual ver insultos, expresiones malsonantes, improperios varios, etc. Hay muchas formas de evitar una respuesta violenta, siguiendo determinadas reglas:

Ser educado, y no excesivamente coloquial.

No ser demasiado categórico, aceptando las diferencias: una afirmación como "el equipo xxx es el mejor; y como me contradigas, recibirás una bomba de correo". Para evitarlo, puedes utilizar las clásicas expresiones "en mi (humilde) opinión" o su abreviatura IMHO, o "puedes opinar de forma diferente...", abreviado YMMV. Estáte seguro de que los demás siempre sabrán apreciar tu educación.

No hablar en un idioma distinto al que se utiliza habitualmente en ese área. Esto es especialmente delicado en los canales IRC, al ser la comunicación en directo.


Ser conciso. Como se supone que no eres un escritor profesional, debes ser conciso, pues la conexión cuesta dinero, además de que los usuarios pueden recibir muchos mensajes cada día. Intenta ir al grano y no divagar más de lo necesario.

Utilizar los signos de puntuación como es debido. Al igual que muchas personas no utilizan los signos de puntuación, hay otras que los utilizan con demasiada generosidad. Las ideas deben comunicarse con palabras, no con signos de puntuación.

No escribir todo el texto en mayúsculas. Las mayúsculas desvían la atención y la retentiva, dificultando la lectura. Algunas personas consideran ofensivo leer un texto escrito todo en mayúsculas. De hecho, mucha gente dice que escribir todo en mayúsculas es equivalente a decir las cosas gritando.

Evitar la excesiva longitud de las líneas. Hay programas de correo electrónico que permiten justificar el texto insertando retornos de carro automáticamente; sin embargo, no todo el mundo tiene uno con esta función. Para evitar este inconveniente, intenta que las líneas no tengan más de 80 caracteres.

No insultar a los demás. Aunque en correo electrónico es costumbre utilizar expresiones coloquiales, no por ello ha de darse el salto (más habitual de lo que sería de desear) que lleva de la familiaridad a la descortesía, llegándose fácilmente al insulto y al desprecio de las opiniones ajenas.

No abusar de las abreviaturas. La costumbre de ahorrar al escribir, ha ido promoviendo poco a poco la creación de una serie de abreviaturas, que permiten agilizar la comunicación. No obstante, debes ser precavido en su uso: la excesiva proliferación de abreviaturas, en lugar de ayudar a la comunicación, puede llegar a entorpecerla. Puedes ver una lista de las abreviaturas más comunes en el apartado Abreviaturas más utilizadas en Internet.

No enviar Junk mail. Junk mail es el término que se le da al correo no solicitado, que es el equivalente al del correo personalizado que nos llega a casa anunciando casi cualquier cosa, o diciendo que compremos esto o lo otro. El junk mail es el equivalente electrónico del correo de venta directa. La gran diferencia es que hacer junk mail es inmensamente más barato que hacer mail-merge postal. Se considera de muy mal gusto hacer junk mail.

Y, por supuesto, si alguien pide expresamente que no se le siga enviando correo, no hacerle caso se considera de muy mala educación, y una invasión de la intimidad ajena.

No enviar spam mail. Spam, o hacer spam mail, alude al envío masivo de un mensaje de correo. Se basa en la esperanza de que algunos de los receptores se interesarán en el mensaje. Sin embargo, muestra muy poca consideración con la inmensa mayoría, que ni solicitó ni -seguramente- le interesa el mensaje. Muy relacionado con el junk mail.

No puntualizar la gramática o la ortografía de un mensaje. Es probable que si corriges al autor de un determinado mensaje, bien porque tenga faltas de ortografía, o porque su gramática no sea todo lo correcta que querrías, etc., obtengas una respuesta airada. Ni tú eres su profesor de secundaria, ni es este un foro para corregir a los demás, porque nadie está nunca libre de culpa. Dicho de otro modo: nadie es perfecto. Además, podrías causar una guerra de banderas.

Para hacer pruebas, el mejor destinatario es uno mismo. Si estás probando a ver cómo funciona determinada función, o un programa que acabas de instalar, o cualquier otra cosa, no envíes mensajes de prueba a cualquier destinatario. En primer lugar, estás incumpliendo la norma de enviar correo no solicitado. Y además, hay buzones y listas de correo creados específicamente para eso, para enviar las pruebas.

No precisar los detalles de un determinado problema. Cuando hagas una pregunta sobre un problema -normalmente informático-, intenta ser lo más preciso posible. El ejemplo típico de mensaje impreciso es el de un usuario que dice "tengo un problema con Word". Recuerda que Internet agrupa a muy diversos usuarios, y este mensaje podría causar el retorno de cientos de mensajes preguntando ¿en qué plataforma trabajas: DOS, Windows, Mac...? o ¿qué versión? 1.0, 2.0, 6.0?

La forma correcta de especificar el problema sería referirse al hardware y al software que utilizamos, proporcionando cuantos detalles nos sea posible, de forma que quien sepa solucionar el problema tenga todos los datos que necesita. Por ejemplo, diríamos que mi ordenador es un modelo AC-230 de la marca XXX, que es un Pentium a 950 MHz, con 128 MB de RAM, un disco duro de 20 GB. Utilizo Windows 98, y mi versión de Word es la 9. A partir de este punto, una vez bien especificado el escenario, es cuando podríamos pasar a especificar nuestro problema.

 

No alargar innesariamente la firma. La firma que se suele incluir al pie de los mensajes de correo, no debería ser más larga de lo sensato. Por ejemplo, no es muy correcto que la firma ocupe más que el texto del propio mensaje. Tampoco se considera de buena educación incluir dibujos en la firma. Estos dibujitos, cuya pretensión es embellecer y personalizar los mensajes, conocidos como arte ascii, no siempre se ven de forma correcta, especialmente cuando se utilizan fuentes de caracteres de tipo proporcional, que de hecho son los que más se usan.

 

No citar el mensaje completo. Cuando se responde a un mensaje, sí es correcto citar el mensaje original. Pero lo que debe citarse es el contenido, no los saludos, o las firmas, las cabeceras, las rutas seguidas por el mensaje, etc. Especialmente inadecuado es el caso (más habitual de lo que debería) en el que se incluye un mensaje completo, añadiendo al final una sola frase, típicamente "Estoy de acuerdo" u "Opino lo mismo". En resumen: debería citarse sólo el texto que sea relevante.

 

Leer las FAQ antes de preguntar. En las listas de distribución de correo y en los foros de discusión, es muy común la existencia de unas FAQ (Preguntas frecuentemente formuladas) en las que se recopilan las preguntas que sus usuarios plantean más a menudo. Igualmente, se incluyen las respuestas. Es habitual recomendar a los nuevos suscriptores que las lean antes de hacer ninguna pregunta, pues en muchas ocasiones ya están incluídas en las FAQ.

 

Tener en cuenta el contexto. Los mensajes y las preguntas enviadas a una lista de correo o a un foro, deberían restringirse a la temática de la que trata. Si estamos suscritos a una lista que habla de acuarios, no parece muy correcto preguntar cuál es la mejor forma de ir a Tailandia, o preguntar por un una interpretación concreta de la 2ª sinfonía de Brahms.

 

Incluir publicidad donde esté prohibido hacerlo. No se considera educado incluir publicidad, anuncios publicitarios o de compra-venta de productos o de servicios en las listas o foros donde no esté explícitamente permitido. Particularmente molestos son los anuncios o mensajes de tipo piramidal.

 

No incluir groserías o insultos. Al igual que en la vida real, los insultos y el lenguaje soez no son bien vistos por todo el mundo. En algunos servidores, incluso, pueden borrar automáticamente un mensaje que incluya expresiones malsonantes.

 

 

Página principal Centro de Documentación de Pegasus Mail
© 1996-2002, Carlos Menéndez García
Última actualización: 25-11-2002